Consideraciones sobre la educación en línea I

A la educación le tocó dar el salto a la internet, es necesario hacer consideraciones sobre la educación en línea ¿Cuál es la realidad? ¿Qué se está haciendo mal? ¿Qué se está haciendo bien?

Quiero escribir y les pido me lean desde la empatía. Nadie estaba preparado. Nos hemos visto forzados a cambiar todo. ¡todo!

Covid-19 cambio al mundo y aun no nos hemos dado cuenta. Nada será igual. nada. La educación no es la excepción.

Hablemos de la realidad

Los padres somos responsables de la educación de nuestros hijos e hijas

La labor del colegio/escuela es educación en ciencias, pero la educación de nuestros hijos e hijas como personas es nuestra y de nadie más.

La pregunta para las madres y los padres es: ¿hemos sido intencionales en la formación y educación de nuestros hijos? ó ¿lo hemos dejado al azar?

Ahora podemos apreciar un poco lo complejo de ser maestro.

¿Qué haríamos con 25 niños como los nuestros en un salón? ¿Cómo enseñar disciplina, matemática, ciencias, valores, escritura a tantos y dar seguimiento a todos? La educación es algo muy complejo y no podemos como padres delegar todo en el colegio, ni el colegio debería delegar todo en el maestro.

¿Educación de calidad?

¿Qué es la educación de calidad? ¿Cómo se ve? ¿Cómo se distingue? en tiempos de pandemia ¿Cómo se evidencia la calidad de la educación?

No son las instalaciones, no son los profesores con títulos o sin ellos, no es la ubicación del centro educativo.

La educación de calidad es aquello que aspiramos tener y dar pero aquello que no podemos definir. Pues es muy compleja.

La educación nos debería preparar, pero ¿quién estaba preparada/o para el día de hoy?

La pandemia traerá una ola de automatización y una ola de despidos y nuevos empleos que no sabemos que existen ¿Qué educación nos prepara para eso?

Definitivamente una plataforma no es igual a educación online.

La educación de calidad se puede ver en las aulas, en el patio, en los pasillos, en latinoamérica se ve a veces bajo el ardiente sol pues no tenemos aulas o bien online, pero es algo muy complejo.

Zoom no es para dar clases

Zoom es una plataforma para videollamadas, como lo son Skype, Microsoft Teams, Google Meets, Facebook Messenger, etc

¿Es gratis? sí, pero no es para dar clases.

Zoom no tiene el contexto ni la estructura pedagógica necesaria.

¿Funciona? es difícil de responder. Ahora mismo es una solución, dentro de algunos meses/años sabremos si funciona.

¿Qué podemos usar? Hay muchas plataformas como tal, más adelante les estaré comentando algunas, pero no es la plataforma la que nos puede ayudar, es la forma en que se concibe el proceso educativo la que nos da la pauta para crear o no educación “relevante” en tiempos de pandemia.

No es culpa de los profesores

Las profesoras y los profesores no tienen la culpa del sistema. Pero sí que hoy tienen la oportunidad de cambiarlo.

Muchos estudiantes, libros por “llenar”, horarios por cumplir y una agenda que nace desde el gobierno y las “editoriales” que marcan la pauta del “nivel” de educación que damos y recibimos.

Junto a estudiantes que vienen de hogares complejos, en situaciones complicadas social, física, emocional y psicológicamente.

Ante la abrumadora cantidad de tecnología que se pelea por nuestra atención.

No estoy defendiendo a nadie, digo que si no hacemos ciertas consideraciones sobre la educación online no podremos utilizar esta crisis como oportunidad. Tener una plataforma digital no es lo mismo que educación online.

No es cuestión de software

No podemos excusarnos en software, plataformas o recursos. Latinoamérica aún necesita aprender que el nivel del desarrollo de sus países es proporcional a la cantidad de inversión real en educación, investigación y desarrollo.

Ahora bien, hay maestros y maestras que logran dar educación completa vía whatsapp no podemos decir que la plataforma o bien el “software” es el problema.

El problema es que la educación tecnológica es un privilegio aún mayor que la educación general.

Sumado a lo anterior el director, la directora “promedio” no sabe qué es un servidor, qué es el hosting, qué es el DNS y acepta como “bueno” casi cualquier cosa en el mercado.

Hoy es común que los estudiantes tengan plataforma de: inglés, lectura y matemáticas. Ninguna del colegio.

Tener computador e internet no es la norma

La educación ya es un privilegio en América Latina y la educación en tecnología aún más.

El acceso a una computadora por casa ya es una inversión. Considerando que hay tres hijos ¿Cómo se reparten el uso de la computadora?

En tiempos de cuarentena le sirve al papá y/o mamá para trabajar de forma remota.

Con todo que aun cuando tengamos el computador no significa que tenga los “recursos” necesarios. ¿Memoria RAM? ¿internet de banda ancha? ¿Software?

La economía de la atención

Facebook, Instagram, Tiktok, Twitter, Youtube entre otras viven para que les pongamos atención. ¿por qué un estudiante debe darle su atención al profesor/ profesora? que muy posiblemente no tiene idea de cómo usar la tecnología en clase.

Facebook cobra por el hecho de que te quedes “viendo” un anuncio por más de 3 segundos.

¡3 segundos! ¿podemos atraer la atención de nuestros estudiantes en 3 segundos usando Zoom?

Los Influencer y desafíos en la red tienen más fuerza, creatividad y efectividad que mucho del contenido que hay hoy en las aulas.

Hay mucho más que decir pero, no todo cabe en un post, así que aquí podrás ver la segunda parte.

Una respuesta a «Consideraciones sobre la educación en línea I»

Deja una respuesta